Rol Mitologico

Las historias y vivencias de guerreros increibles nacen aqui. En este foro eres libre desencadenar guerras, aventuras y dejar tu huella en el mundo como un gran guerrero.
 
Índicehttp://zona-mitFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosConectarseRegistrarse

Comparte | 
 

 Misión: Manteniendo el orden

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
MaxGonzales
Admin
avatar


MensajeTema: Misión: Manteniendo el orden    Vie Ene 07, 2011 6:37 pm

Estaba sentado en los pasadizos de la academia que se dirigian a algunos salones de charla donde maestros de la hermandad y los miembros con menor rangos se reunán a discutir problemas y preguntas frecuentes que tenían con los más expertos. Los salones eran habitaciones amplias donde se podia incluso practicar algunas habilidades basicas. Yo no había asistido a ningun intercambio de ideas entre miembros, preferia estar practicando mis habilidades. Aún así, la curiosidad por saber como erán las conversaciones me habia llevado a investigar. Me entere por buenas fuentes que en los salones de charlas se reunian muchos miembros alrededor de tres maestros de la hermandad y los más jovenes empezaban a hacer preguntas. Al oir eso mis pensamientos respecto a esas reuniones cambío. Decidi entrar a una si es que tenía la oportunidad pero aquella semana no hubo tiempo para nada. Mis entrenamientos consumian mi energia y no llegaba a enterarme si una clase estaba disponible.

Luego de que pasó esa semana, el lunes al comenzar la siguiente la oportunidad se me presento. A las 4 de la tarde, tres maestros de la hermandad se reunirian con 50 miembros de la hermandad entre los que destacaban la gran mayoria de novatos, algunos iniciados y dos novicios que supervisaban el comportamiento del resto.

En el momento en que iba a entrar al salón, la dos puertas de entrada se abrieron y salierón tres hombres a paso apresurado. Uno de ellos me miro y quedandose de pie a lado mio, mientras sus compañeros se detenian me dijo:

-Oye tu, muchacho ibas a la clase de hoy

-Si- respondi, haciendo una reverencia de saludo a los tres maestros que ya habia reconocido

-Perfecto, tengo un presentimiento de que los dos novicios que están hay dentro no van a llevar bien las cosas, así preferimos encargarle a alguien al que aún no a entrado que los supervise de incognito

-Pero maestros, yo...

-No importa que rango tengas muchacho, esos dos que estan dentro no controlarán la situación ni las preguntas- dijo otro de los tres- dime tu nombre y registrare esta tarea como una misión.

-Evans Miller, maestro, rango novato

-Ohh, mucho mejor, veamos de que estas hecho muchacho,jajajaj - dijo el ultimo que no había hablado hasta ese momento

-Es verdad, según lo que me han dicho hasta ahora solo has hecho una misión, debes hacer más si quieres llegar preparado para la iniciación del proximo año.

-Lo se, maestros pero no se donde buscar-dije con un gesto de duda

-No te preocupes por eso, cuando regresemos hablaremos de eso, ahora ve y cumple tu misión, cuando volvamos te recompensaremos por eso y hablaremos de tus misiones

Los tres se dierón la vuelta y se alejarón caminando por los pasillos de la academia. Me había quedado sin palabras y lo unico que hice fue tratar de recobrar mi cordura ante aquella apremiante situación. Entre al salón y vi que un gran grupo de personas estaban formando un circulo y en medio estaban dos muchachos algo mayores que yó. Había un silencio abosulto y el ambiente era bastante tranquilo. Me sente en un espacio alejado y observe a mi alrededor. No veia a nadie conocido,era normal ya que no conocia a nadie. De pronto una voz se also en lo profundo del silencio diciendo:

-Los maestros ya se fuerón, que haremos ahora

Montones de susurros se comenzarón a oir para luego combertirse en charlas bastante desordenadas. Los dos novicios que estabán a cargo del grupo se colocarón de pie y uno de ellos dijo en voz alta:

-¡Silencio!

Las voces se apagarón de un momento a otro y otra vez hubo silencio.El novicio que no había hablado hasta ese instante dijo con un tono firme:

-Nosotros somos encargados de este grupo y debemos permanecer calmados. Por el momento, aquellos que tengán preguntas haganlas, nosotros trataremos de resolverlas.

Los que estabán a mi alrededor se mirarón y sonrientes asintierón con la cabeza. Parecia que aquel salón era de los que recien habían entrado a la hermandad por que la avalancha de preguntas que ya conocia se generarón una tras otra.

Gracias a mis lecturas diarias luego de completar mi primer entrenamiento, ya había aprendido lo basico y tal vez más, así que no tenía pregunta alguna. De pronto alguien dijo algo que hizo que me pusiera nervioso.

-Disculpen, pero como es posible de que alguien que no posea conocimiento alguno de las hermandades o del mundo que lo rodea entre a una hermandad o peor aún que se le total libertad para caminar por la hermandad sin que haya sido probado como un apsirante digno a la hermandad.

Uno de los novicios que había oido la pregunta dijo:

-Cualquiera que posea habilidades especiales puede entrar a una hermandad, sin embargo, como bien sabemos todos el caso del muchacho que entro a aqui por una obra de caridad por parte de nuestros maestros, debe ser un asunto delicado de discutir y nuestros maestros mayores deben tratar de arreglar la situación.

Otro muchacho levanto la voz diciendo:

-Pero no hubiera sido mejor que solo lo dejaran irse

-La caridad es una regla que debe respetarse en la hermandad

-Escuche que este Evans..., es un principe que huyo de su castillo en Miderfalt, como explicán eso, no hubiera sido mejor regresarlo haya, además que hace un principe tan lejos de su reino- dijo otro muchacho.

-Como, ya he dicho, cualquiera puede entrar a la hermandad

-Todos aqui somos hijos de campesinos, herreros, soldados de rango bajo y de otros oficios, como es posible que un principe este aquí- dijo otro con un gesto burlón

-Eso no es razón para...- trato de decir uno de los novicios

-Yo lo he visto entrenar en las zona de entrenamiento, siempre esta alejado a los demás, como un parasito, tal vez no sea más que eso eso- le dijo el mismo muchacho

-Debe irse, debe irse- comenzarón a decir todos

No sabía por que motivo estabán tratando mi asunto con tanto interes pero veía que ese grupo no me tenía un apresío muy grande. Quise levantarme pero una mano me cogio del brazó. Una voz tranquila y baja me dijo:

-No te vayas, esto apenas comienza, a veces cosas como las que te han pasado son buenos temas para iniciar una debate
Me gire y vi que un tipo encapuchado, había estirado su mano derecha con la cual me cogia el brazo izquierdo. Se acerco más a mí y note que sus ojos rojos brillantes como un zafiro estaban mirandome fijamente.

-Soy Veronica Sforend, novata como tú Evans Miller- susurro en mi oido- habla en voz baja nadie nos oira, ahora comienzan a debatir entre ellos, ya pasó lo tuyo.

Era justamente como lo había dicho ellá, todos estabán hablando en orden con los novicios y levantaban la mano para hacer sus preguntas.

-Como sabes que...

-Que tu eres Evans Miller, solo hay alguien que puede llevar ese atuendo que tienes y eres tú. Usas el fuego como tú habilidad basica, verdad.

-Si, pero como es que los demás...

-No notarón tu atuendo, pues por que nadie se fija en eso

-A ya veo, pero tú si

-Claro soy una chica, me gusta fijar me en eso

-A no lo sabía

-Pues no te dire más, creo que te enviaron aqui para hacer algo

-¿Como lo sabes?

-Jajajaj oi tu conversación, así que será mejor que cumplas tu misión

-Sí,sí,sí, no tienes por que decirmelo

-Un gracias no estaria nada mal

-Gracias Veronica

-De nada

Me sonrio y volvi a esconder su rostro en su capucha. Me parecia una chica bastante extraña, pero aún asi agradable.

Me volvi al grupo y todo parecia normal. Escuche atentamente lo que decía uno de los novicios al grupo.

-Como les hemos dicho, el control de la habilidades no se consiguen sin practica, asi deben practicar mucho para mejorarlas

-Pero más importante aún es que las usen cuando esten siempre consientes de las habilidades de su oponente- dijo el otro

-Te equivocas compañero, lo más importante para ganar una batalla es la gran capacidad que hallan desarrollado tus habilidades

-Pues, creo que no, lo más importante es poder tener ventaja sobre algunos elementos-refuto el otro mientras se ponia en pie

-No lo creo- dijo el otro mientras hacia lo mismo

Entre ambos comenzo a sentirse un despredimiento de energia y parecia que lucharian Era momento de actuar o no cumpliria mi misión.

-Pues te lo demostrare ahora mismo- le dijo el que habia hablado primero al otro

-Vamos, no te tengo miedo- le respondia, levantando su puño para ponerse en posición de lucha

Ambos estaban llegando al punto en que se podia iniciar un combate, asi que en ese momento intervine yo.Salí disparado hasta llegar en medio de los dos a una velocidad que no comprendi. Rapidamente me coloque en medio y mire a ambos. En mis manos habían aparecido dos flamas de fuego bastante grande dispuestas a todo. El silencio se hizo en el salón y me parecio por un segundo que podia mantener la situación controlada.

De pronto se oyeron pasos que venian desde muy atras. Eran lentos pero firmes. Senti una especie de energia extraña que no podia explicar.

Una sombra desde entre la multitud aparecio caminando en medio de todos. Se movia muy despacio, como tomandose su tiempo. Al llegar a donde estabamos los tres, los dos novicios y yo, aquella figura misteriosa hablo.

-No arme alboroto, ustedes dos, no me dejan meditar.Acaso piensan que alguien puede hacerlo con tanto escandalo.

Ambos novicios se mirarón y se calmaron. Yo no me sentia intimidado, asi que no desapareci las flamas de mi manos.

-O eres tonto o muy valiente para mantener ese desastre en tus manos, pero lo que acabas de hacer debe tener una explicación no te la pedire por que si tu no hubieras interferido, tal vez yo lo hubiera hecho.

-Enserio, y tu quien eres- dije efusivamente

-Vaya, parece que en verdad eres el novato más patetico que ha entrado a la hermandad hasta ahora, yo soy...
De pronto tres figuras más aparecierón a la entrada del salón.

-Bien, por hoy se termino la conversación, la retomaremos otro día.

Todos se pusieron en pie y comenzarón a salir del salón. Los tres maestros me hicierón señas para que los acompañara y los segui hasta un lugar apartado de aquella habitación.

-Bien, ¿pasó algo malo?-dijo uno de los maestros

Tuve que ser sincero y les conté todo lo que ocurrio en su ausencia. Los tres maestros me mirarón y comenzarón a reirse.

-Muchacho, eres muy valientes por haber hecho eso, pero en que pensabas, acaso no te diste cuenta de la diferencia de niveles entre tu y esos dos.

-Lo se maestros pero mi deber...

-Lo cumpliste a la perfección, tomá- dijo uno de ellos, mientras me alcanzaba un bolso de cuero mediano.

-Gracias

-Te lo ganaste, pero hablemos de tus dudas, que era lo que querias preguntarnos

-Oh, si, donde puede conseguir más misiones

-Mmmm, veamos, para tu rango, lo ideal es que preguntes a cualquier maestro que encuentres por el camino.Eso es lo más sensato. La mayoria necesitamos ayuda, ya que no podemos hacer todo solos.

-A ya veo, gracias por la sugerencia

-De nada, alguna otra pregunta

-No es una pregunta, es una curiosidad

-Que pasa

-Habia, un muchacho extraño en el grupo, un...

-Mmmm, sentimos su presencia, no te preocupes por el, es un novato igual que tú

-Pero, su energia era

-Era opacante, es verdad es una de los genios,o algo así. Nadie sabe como llego, solo sabemos que el mismo lider lo trajo y cuando apenas era un bebe. Tiene 19 años, según dicen es el novato más fuerte, apesar de que siempre a tenido la posibilidad de participar en las ceremonias de iniciación, hasta ahora no las ha hecho. Su nombre es Aomen Mefirstmein, si el proximo año se presenta en la ceremonia, procura que no sea tu oponente o la pasarás mal.

-¿Por que, acaso tiene habilidades extrañas?

-Nadie lo sabe, hasta ahora solo sabemos que sus habilidades se basan en el control de las sombras y la materialización de cosas a travez de esta.

-Mmmm, ya veo.Bueno, me retiro, gracias por todo

-De nada, recuerda, seguir entrenando Evans

Los tres maestros se dierón la vuelta y se fueron otra vez por los pasillos.Con la mentalidad dispuesta a todo, lo que tenía que hacer en la siguientes semanas era distribuir mis horas de entrenamiento, las lecturas que hacía y mis misiones con sumó cuidado.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://zona-mitologica.activos-foros.com
MaxGonzales
Admin
avatar


MensajeTema: Re: Misión: Manteniendo el orden    Vie Ene 07, 2011 7:09 pm

Recompensas por Misión exitosa

120 puntos de experiencia
100 rodas

NPJ desbloqueados

Veronica Sforend

Aomen Mefirstmein
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://zona-mitologica.activos-foros.com
 
Misión: Manteniendo el orden
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Real Orden de Carlos III
» Serie la Orden de ls Sicari - Monica Burns
» Orden del Santo Sepulcro.
» Fandubs de La Orden de los Fandubs Negros
» Orden de la República

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Rol Mitologico :: Papelera :: Papelera :: La academia-
Cambiar a: